La mujer juega un papel muy importante en la iglesia y la sociedad de hoy en día. Por tal motivo, la consolidación como mujeres de Dios y ayuda idónea dentro de sus hogares, es el propósito por el cual trabaja este ministerio.   De igual forma, se busca la restauración de la mujer en su amor propio y en su valor como persona.

Somos un ministerio que enlaza a las mujeres unas con otras y les guía para que vivan de manera digna del Señor, agradándole en todo.   Esto implica, dar fruto en toda buena obra y crecer en el conocimiento de Dios.

La Iglesia nos ha delegado la función de integrar al Ministerio a cada mujer, independientemente de su estrato social. La Iglesia es receptora de todo tipo de situación en las mujeres ya que el Evangelio que predicamos no “rechaza a nadie”.   Cada mujer miembro de nuestra iglesia, ha de ser consecuente con esta realidad.


Objetivo Anual del Ministerio de Damas (2018)
1. Promover en las damas actividades de alcance al necesitado para desarrollar el amor a Dios y al prójimo.
2. Dar oportunidad a las Damas de la congregación a participar activamente en el servicio de la iglesia.
3. Proveer una atención personalizada a los adultos mayores al llegar a la congregación los domingos y velar por una adecuación de la infraestructura según sus necesidades.
4. Motivar a las damas a mantener relaciones familiares e interpersonales en crecimiento.